Noche de paz, noche de amor

-No joder, me niego.

-En primer lugar habla bien y cómo que te niegas Pruden, cómo no vamos a ir a cenar a casa de mi madre.

-Que no, que prefiero una muerte lenta y dolorosa a manos de un sádico hijo de puta o que me rocíen con Napalm o mira, que me corten la cabeza con un cuchillo de postre pero yo este año no paso la Nochebuena en la casa de locos de tu familia.

-Como te gusta dramatizar hijo y como te gusta reventar cualquier tipo de evento.

-Gertru, nunca te lo he dicho pero, agonizo, son muchos años pasando por la misma tortura. Y además tu hermano es un imbécil integral, se pasa todas las veladas narrando sus proezas como extirpador de almorranas, por el amor de Dios, cuando me llevo un langostino a la boca no quiero oír nada sobre las hemorroides de Paca la del bar de abajo ni de nadie, coño.

-Chico, ya sé que es un poco pelmazo a veces pero a ver, dime, ¿cuantas veces tienes que pasar por eso, dos, tres al año? Y si pones a caldo a mi hermano, espera que empiece con el anormal del tuyo.

-Deja a Inocencio en paz, al menos no da el coñazo.

-Porque está donde Cristo perdió el gorro, no te jode. Recuerda que por culpa de ese meapilas y sus disquisiciones sobre el “Infierno” de Dante, Alvarito sigue yendo al psicólogo.

-Bien, vale, admito que ahí muy fino no estuvo Inocencio pero no lo hizo con maldad, solo pretendía salvar a la criatura de las garras de su ramera y ponzoñosa madre.

-Qué bonito Pruden, qué bonito. ¿Empezamos ya con insultos?

-No amorcito, es lo que dice mi hermano, no yo, no confundamos.

-Pruden tienes que ir y punto, ya han contado con nosotros para hacer la cena. Mi pobre madre y mi pobre hermana llevan desde ayer con los preparativos.

-¿Preparativos? Ja, me rio yo. Gertru, que podré ser un calzonazos pero no tonto. Ponen los mismos langostinos rancios y anoréxicos de todos los años, el jamón de la cesta de navidad de tu cuñado y luego el CESNI (carne en salsa no identificada), que por cierto me produce acidez.

-Pues sal de frutas majo, hala, vístete que al final vamos a llegar tarde.

-Que no coño, recuerdas el año pasado, ¿verdad?

-Mira que eres exagerado hijo.

-¿Exagerado?

-Sí, muy exagerado.

-Creo recordar, si la memoria no me falla que vinieron los Geos porque pensaban que tu cuñado era un secuestrador armado (con el cuchillo jamonero) y peligroso dispuesto a degollar a tu padre. Me viene a la memoria… ah sí, los bomberos porque el pedazo bestia de tu hijo Alvarito, creo que el psicólogo no le está yendo muy bien, y el cafre de tu sobrino Agamenón, qué en coño estaría pensando tu hermana al ponerle el nombrecito, prendieron fuego al gato de la vecina y este lo propagó por casi todo el edificio. Sorprendentemente el gato salió ileso a excepción de la cola un tanto chamuscada. Y por si fuera poco, tuvo también que acudir el Samur hasta tres veces. Por Ricardo, el novio de tu prima al intoxicarse con el CESNI, son muchos los años que requiere conseguir la inmunidad a sus efectos devastadores, por el ataque de ansiedad de tu prima porque se llevaran a Ricardo y por Bernardo, el amigo de tu padre al ser atacado por tu hermano intentado extirparle una y cito textualmente, de las más admirables almorranas que ha visto en toda su vida, sí que es deformación profesional lo suyo y grave.

-Fueron cuatro los Samur que vinieron querido, has omitido tu coma etílico y chico, hasta en las mejores familias hay rencillas. Ponte los pantalones y vámonos, es la última vez que te lo digo y como lleguemos tarde Pruden, no respondo de mí, no respondo.

-Bien, tu ganas, ahora me visto pero cuenta con el coma etílico, con suerte de esta no salgo y me libro mañana del cordero antediluviano al que le supura aceite de los poros.

-Todos los años la misma historia Pruden, la misma historia… me aburres, te repites mucho. Ponte la corbata roja y vámonos ya.

-Parafraseando a Bécquer, Mi vida es un erial, flor que toco se deshoja.

Fin del primer acto.

Porque a veces tanto espíritu navideño puede ser mortal, juas, juas, juas.

Anuncios

16 pensamientos en “Noche de paz, noche de amor

    1. elcuadernodeclara Autor de la entrada

      Muchas gracias, la verdad es que yo también conozco casi de primera mano historias como noche de paz, noche de amor. Me alegro que te haya hecho pasar un buen rato. Felices fiestas, que las disfrutes, no como el pobre Pruden. Y un fuerte abrazo!!

      Responder
  1. Annick

    Jaaaaaaaaaaaaaaajaaaaaaaaaaaaaaajajajaaaaaaaaaaaajajaaaaa, por los mismos clavos de Cristo, esto es lo más gracioso que he leído en todo el 2014!!!!!!!

    Responder
  2. Julia Ojidos

    Termino el año recibiendo premios y otorgando nominaciones. Tengo el placer de comunicarte que te he nominado a dos premios muy especiales.
    Premio Blog Navidad 2014 y Premio Best Blog
    Siguelos desde mi blog
    FELIZ 2015

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s